Entradas

Un hecho ocurrido con posterioridad al periodo sobre el que se informa, que proporcione evidencia de condiciones que surgieron después del periodo sobre el que se informa, es un evento que no implica ajuste, y solo debe ser objeto de revelación si se tratan de valores materiales.
Ejemplos de hechos que no implican ajustes son los siguientes (para todos los casos se tomará como fecha de autorización de la información financiera, febrero 28 de 20xx)
Ejemplo 1, una entidad a diciembre 31 había valorado la acción mantenida en Ecopetrol[1] por su valor razonable de $5.200, sin embargo por el mes de enero del próximo año, la acción de Ecopetrol registró unos valores de mercado entre los $3.000 y los $3.500.
Para el caso anterior, la entidad no debe corregir el registro contable reconocido en sucontabilidad, debido que la reducción del valor razonable del instrumento de patrimonio fue un suceso ocurrido por circunstancias que no existían en la fecha del periodo sobre el que se informa, y será objeto de revelación solo si el efecto en la entidad es material.
Ejemplo 2, una entidad a diciembre 31 no se encontraba obligada a repartir dividendos, sin embargo en febrero 12 del próximo año realiza un acuerdo con sus accionistas para repartir dividendos por valor de $550.000
Para el caso anterior, los párrafos 12 y 13 de NIC 10, menciona que los dividendos acordados durante el periodo de “hechos ocurridos con posterioridad al periodo sobre el que se informa” no hacen parte del pasivo de la entidad a diciembre 31, pero serán objeto de revelación conforme a lo establecido en las normas de presentación de los estados financieros.
Ejemplo 3, una entidad en enero 17 ha sufrido un incendio que destruyó los inventarios y parte de los elemento de PPYE, las pérdidas incurridas por el incendio ascendieron a la suma de $1.200.000.
De acuerdo a lo anterior, como el incendio ocurrió en una fecha posterior a diciembre 31, el hecho posterior no genera ajuste en la información financiera, pero puede ser sujeta de revelación, si los valores son significativos.
Conforme con el párrafo 22 de NIC 10, los eventos posteriores que no implican ajustes y deben ser revelados, comprenden los siguientes:
  • Combinación de periodos importante ocurrida posterior a diciembre 31
  • Venta de una subsidiaria significativa de la entidad posterior a diciembre 31
  • El anuncio de un plan para discontinuar definitivamente una operación posterior a diciembre 31
  • La compra o la venta de activos significativos
  • Los daños por incendios, terremotos, posteriores a diciembre 31
  • El anuncio de una reestructuración importante posterior a diciembre 31
  • Transacciones importantes realizadas o potenciales, relacionadas con acciones ordinarias.
  • Variaciones en el precio de los activos o en las tasas de cambio usadas por la entidad posterior a diciembre 31
  • Variaciones en las tasas impositivas o en la leyes fiscales aprobadas posterior a diciembre 31
  • Inicio de litigios importantes, surgidos como consecuencia de eventos posteriores a diciembre 31
[1] Entidad listada en la Bolsa de Valores de Colombia
Please follow and like us:
error

La venta y negociación con el cliente puede convertirse en un hueso duro de roer que se complica impidiéndonos llegar al objetivo final. Con este libro, Alejandro Hernández – empresario y reconocido formador en programas de negociación y liderazgo -, nos invita a ver cada cliente como una nueva oportunidad, teniendo claro que vender es una tarea apasionante que debe entenderse como una conversación bien dirigida donde solo el cliente es el protagonista. Invita a centrar la plática en aquello que nos une, ganando en seguridad y cuidando al máximo la relación con el cliente.

Más allá de un libro de ventas al uso, con Vender es fácil, si sabe cómo (Ed. Alienta) Alejandro Hernández pone en nuestras manos un taller práctico para tratar con los clientes en el día a día conectando con ellos y sus necesidades. Realmente vender es una tarea muy difícil pero en estas páginas su autor consigue envolvernos del entusiasmo y la ilusión que nunca debe perder el vendedor si desea cerrar con éxito esa venta.

Para conseguirlos, Alejandro Hernández desmiente multitud de mitos sobre lo que parece que es obvio en el mundo de las ventas, para plantearnos sus propias tácticas. Alejadas de las historias de rosbif tan acertadas del libro, con su lectura sabrás lo importante que es hacer las preguntas acertadas en el momento preciso.

Lejos de atropellar al cliente contando los múltiples beneficios de nuestro producto, el deber del vendedor pasa por formular aquellas preguntas que impulsen al cliente a exponer todos los pensamientos afirmativos, marcando así el camino de la conversación. De este modo, el cliente descubrirá los beneficios de nuestro producto o servicio por él mismo y no por nosotros, lo que favorecerá que finalmente se decante por la compra de aquello que responde a sus necesidades. Es lo que Alejandro Hernández denomina el método F.A.C.I.L (imprescindible).
La forma de exponer cada capítulo, siempre ameno y con ejemplos prácticos, ayuda a sentir que podemos reinventar nuestra modo de hablar y escuchar al cliente incrementando nuestra efectividad. Además, siempre se resume cada epígrafe con breves frases con esas claves que debemos interiorizar en nuestro ADN negociador.
Pero como toda conversación de ventas o presentación ante un cliente no puede ser perfecta, las objeciones cuentan con un espacio señalado en Vender es fácil, si sabe cómo. En el capítulo 4 “Invitas a tu cliente a que sea él quien convierta su manifestación negativa en otra afirmativa”, nos da todas las claves para hacer frente a las objeciones con maestría y sin perder la calma.
Finalmente, este manual esencial nos impulsa a aprender a cerrar las ventas consiguiendo llevar al cliente hacia la siguiente casilla. Asimismo, las últimas páginas del libro están dedicadas a ofrecer recomendaciones sobre cómo hablar y exponer presentaciones en público, sin olvidar lo importante que es introducir el ingrediente Showtime!No es lo que dices, es lo que recuerdan”. Por ello, más que dar una conferencia o presentación convencional, recomienda crear una experiencia donde todos se sientan parte.

Vender es fácil, si sabe cómo es un libro altamente recomendable para todos aquellos profesionales del mundo de la venta y la negociación, pero también para quienes en cualquier momento de su vida deban vender sus proyectos, exponer su talento o, en definitiva, mantener una conversación que les ayude a cerrar el trato deseado.
“A menudo buscas una solución, cuando una buena pregunta puede resolver el problema”, Alejandro Hernández.
Please follow and like us:
error